El nuevo virus denominado por la OMS como Corona COVID-9 ha puesto de cabeza al mundo y es que una de las grandes potencias económicas como lo es China se ha paralizado por completo. 

Hasta la fecha, más de 100.000 personas están contagiadas en el mundo por el virus lo que ésto ha alertado a todos los campos de actividad industrial, educativa y deportiva.

El 2020 es el año en donde se realizan importantes eventos deportivos en todo el mundo, entre ellos están los anhelados Juegos Olímpicos de Tokio 2020, que si bien es cierto Japón es el 5to país con mayor número de contagiados por el coronavirus y que sin duda alguna tanto atletas como visitantes que desean asistir a la cita olímpica sienten doble temor al contraer el virus o al perderse tan importante evento deportivo.

Foto: A pesar de la situación sanitaria, Tokio continua con sus actividades

Otra de las potencias deportivas que también se ha visto afectada por el COVID-19 es el ciclismo

Así lo reseñó Mauro Vegni, director de RCS, empresa que organiza, entre otras carreras, la Milán San Remo y Giro de Italia, admitió que existe "mucha preocupación" por las consecuencias que pueda tener el coronavirus sobre dichas pruebas, aunque "se trata de un problema más allá del deporte" y se deben esperar indicaciones de las autoridades sanitarias italianas.

Foto: Mauro Vegni, preocupado por la situación actual 

Este martes 10 de marzo la nación italiana se declaró en estado de cuarentena a causa de de la propagación de COVID-19, ésto trae como consecuencia una posible cancelación de uno de los eventos más importantes del ciclismo; así lo dio a conocer el presidente de la UCI (Unión Ciclística Internacional) David Lappartient habló al respecto para la prensa internacional y confesó su intranquilidad por la gran posibilidad que existe de que carreras como el Giro de Italia y el Tour de Francia se cancelen.

"Eso sería un desastre para nuestro deporte, por supuesto, si no podemos tener el Giro de Italia o el Tour de Francia", dijo Lappartient que confesó que ve la competencia italiana muy cerca con el mayor de los peligros de no realizarse, pues esta será entre el 9 y 31 de mayo.

Sin embargo, de cara al Tour analiza que queda el tiempo suficiente para que el coronavirus se haya controlado. "Tal vez la brecha de dos meses en el medio también tendrá algunas consecuencias sobre el virus. Tal vez en verano esperamos que disminuya después de que pase el pico de infectados", puntualizó. "Así que esperamos que estas carreras puedan llevarse a cabo. Pero, debido a la situación en Italia, estamos un poco más preocupados hoy con lo que pasa en el Giro", agregó.

Foto: David Lappartient ofreció declaraciones importantes

De igual manera la UCI ha realizado un llamado en donde se toma la decisión de no proceder con la suspensión de ningún evento. Puesto que, son las autoridades sanitarias de las regiones participantes quienes tomarán cualquier decisión de cancelación y esto se medirá según la evolución de la situación local y los diferentes factores de riesgo identificados.

El coronavirus ha afectado considerablemente a la industria de las bicicletas. China es base de producción de la gran mayoría de las empresas en todo el mundo, muchas marcas se han visto en la necesidad de anunciar pequeñas demoras en las entregas de sus productos, debido a las graves restricciones impuestas por las autoridades chinas. Importante destacar que es la localidad de Wuhan, China en donde existe la mayor cantidad de ciudadanos afectados por el peligroso virus. 

A la fecha, miles de organizaciones deportivas a nivel mundial han tomado medidas de prevención para evitar cualquier tipo de contagio que afecte a los atletas y a la afición. Se estima que a mediados del mes de abril del presente año las diferentes organizaciones se pronuncien sobre la continuidad o suspensión de las citas deportivas que se tenían previstas para el primer semestre del 2020.

Articulo referencial: UCI / Giro d´Italia
Autor: Rorayma Salinas